SAGRADO



San Enrique

Fue el único emperador canonizado
   Nace en el año 972 en el castillo de Abaudia, sobre el río Danubio siendo hijo de Enrique, duque de Baviera y de Gisela, hija de Conrado, rey de Borgoña. Fue criado en un ambiente cristiano, su hermano Bruno era obispo, su hermana Brígida monja.
  Se casó con santa Cunegunda, con la que vivió como hermanos guardando perfecta castidad y tuvo como tutor a san Wolfgan, obispo.
   Al poco tiempo de morir Wolfgan lo soñó escribiendo en una pared la frase "después de 6". Enrique creyó que se trataba del momento de su muerte en 6 días y se prepara santamente, luego creyó que sería 6 meses y se siguió preparando y al cabo de 6 años fue elegido emperador . El daba gracias a Dios por tan magnífica preparación.
   Funda, dota y restaura los monasterios, ya que veía en ellos una fuerza viva, un foco de oración, de estudio y de actividad bienhechora.
   Consigue la conversión del esposo de su hermana Gisela, Esteban, el rey de Hungría, que sería san Esteban.
  Consultaba con Dios lo que había de disponer en el gobierno, oraba intensamente , era bondadoso con sus súbditos. Era amado por su pueblo. Amante de la paz, se esfuerza por verla reinar en su imperio.
Muere el 13 de julio de 1204 a la edad de 52 años.

Patrono : De Baviera (de donde era príncipe) y de Alemania (de donde fue emperador).

Protector es invocado por los jefes de estado y gobernantes en general que le piden sabiduría para guiar a las naciones.

Identificativo principal sostiene en su mano izquierda uno de los conventos que levantó en su reino.

Identificativo secundario Viste las ropas de monarca, tiene una corona en su cabeza y una cruz en su mano derecha que recuerda el sentido cristiano de su reinado
Fecha litúrgica: 13 de julio

Oración:

Dios Todopoderoso y Eterno que suscitas gobernantes sabios, humildes y santos para gobernar con sabiduría a tu pueblo, te pedimos , por intercesión del emperador san Enrique que guíes los pasos de aquellos que presiden a nuestro pueblo. Por Jesucristo, tu Hijo, Nuestro Señor. Amén.

Anécdotas
En el año 1013 siendo Papa Benedicto VIII, un antipapa le quiere arrebatar el trono, por lo que Enrique con sus tropas va a Roma y desaloja al usurpador. El papa lo recibe con un gran cortejo y le obsequia un globo de oro adornado de piedras preciosas y rematado en una cruz. Enrique lo admiró y dijo: "Nadie más digno de poseer tal presente que los que, lejos del mundo, se consagran a la práctica de la virtud y gozan de la intimidad de Dios". Y envió el regalo a los monjes de Cluny.

Asombroso
Al casarse Enrique con Cunegunda hicieron voto de vivir como hermanos. El emperador le expresó a su esposa:"Ahora ya puedo llamarte me amiga, mi esposa inmaculada. Como a una esposa te amaré siempre, y siempre te tendré como la más querida mitad de mí mismo".
Pasado el tiempo un rumor escandaloso se esparció por la corte : la emperatriz deshonraba a su marido. Enrique lo creyó y se estableció entre ellos la frialdad; Cunegunda lloraba y rezaba. Un día ésta el dijo a su esposo: "Señor, creed que soy inocente. No os digo por mí, sino por la gloria del Imperio, y estoy dispuesta a probarlo de cualquier manera".
La prueba se realizó públicamente, Cunegunda caminó descalza 15 pasos sobre un hierro ardiendo sin quemarse y Enrique oyó una voz que decía "Oh Virgen pura, no temas, que la Virgen María te librará".
Cunegunda al enviudar ingresa en el monasterio de monjas benedictinas.


Enviale esta pagina a un amigo